30 mar. 2010

La opinión es lo que importa


De un tiempo a esta parte parece que el tiempo me consume, que está en mi contra. Tanto trabajo, tantos proyectos que apenas queda tiempo para mi. A veces parece que la barrera es insuperable y que va a poder más que nosotros, pero siempre hay alguien cerca que te da el empujón que necesitas.


Gracias a Dios yo tengo muchas manos amigas que me ayudan y me animan a seguir pero quizás, la más importante de todas sea la de mi hermana Carolina, que ha estado los últimos meses a mi lado, ayudándome a superar proyectos: la publicación de Sin Pedigrí, la producción de nuestra propia revista, la supervisión del concurso de salsas, el mantenimiento de los blogs...; gracias a ella, no cerré este blog y también gracias a sus ánimos, he ido encontrando tiempo para poner el resto de blogs al día.


También grácias a ella he comenzado a hacer reseñas -algo que creí que jamás haría-. Reseñar es algo que siempre he creído complejo, puesto que es muy difícil decir lo que uno piensa sobre lo que ha leído. Como lectora empedernida que soy y gran compradora de libros, me gusta asesorarme primero, ya que todo no se puede comprar y la persona que reseña ha de ser sincera y explicarnos lo que realmente sintió al leer ese libro: si le gustó, si se llevó un desengaño, si le resultó empalagoso, si lo devoró hasta el final...


También es cierto que para gustos se hicieron los colores pero para eso son muchos los reseñistas y no hay nada mejor que la diversidad de opiniones y el poder debatir sobre ellas. Un blog referente en este sentido es el de Joseph Macgregor, cuya diversidad de opiniones nos invita a participar de él. Yo empecé a visitarlo gracias a las reseñas que publicaba Carolina -que son estupendas- y enseguida puse un enlace a sus reseñas en nuestro Club de lectura, pues me parecían sumamente interesantes. Mi sorpresa fue cuando Joseph me escribió para colaborar en el blog. No podía creerlo, puesto que jamás había hecho ninguna reseña pero me animé a ello -gracias también a Carolina- y ahora también colaboro en su blog. ¿Qué eso me consume más tiempo? No. A veces, simplemente, dejamos que sea el tiempo el que nos consuma. Hay que hacer las cosas en su momento y a cada cosa su tiempo yahora... es tiempo de reseñar.


Gracias Carolina y gracias a ti, Joseph, por haberme dado esa oportunidad.

1 comentarios:

Carolina dijo...

Ay sister, me has sacado los colores y me he emocionado mucho!
Si estoy contigo es porque te quiero, porque todo lo que haces es importante para mí y te apoyaré siempre, hasta donde haga falta.
Un besote muy grande.